Opinión: Ira social provoca aumento en la autopista Peñón-Texcoco

WhatsApp Image 2018-02-21 at 7.29.29 PMJuan Lázaro Santiago/reporterosenmovimiento

El aumento a 47 pesos por recorrer 16.5 kilómetros por la autopista Peñón-Texcoco, puso en verdadera ira social a los vecinos de Texcoco y alrededores, porque consideran abusivo el incremento en esa carretera particular para llegar a la ciudad de México.

El mismo gobierno municipal de Texcoco puso a discusión el tema en el cabildo y el alcalde, Adán Gordo,  expuso en la presentación de la Feria Internacional del Caballo en la CDMX, la necesidad de que se reduzca esa tarifa exagerada.

Esta carretera,  que pertenece a la empresa Promotora y Operadora de Infraestructura (Pinfra), es una de las más caras del país por el corto trayecto de Texcoco a la ciudad de México, atravesando el ex lago de Texcoco.

En otros tramos con la misma distancia, Caminos y Puentes federales llega a cobrar 18 pesos como ocurre con la autopista México-Puebla, de Ixtapaluca-Chalco a la CDMX.

El tramo es el mismo, la diferencia es que la autopista México-Puebla es administrada por una dependencia de la federación y la Peñón-Texcoco por un consorcio multimillonario.

Pero, quién tiene la culpa de la diferencia de cuotas en las autopistas mexicanas?

Es obvio, los gobiernos priístas, así como panistas, desde Carlos Salinas de Gortari, pasando por la de Vicente Fox, Felipe Calderón, hasta llegar al de Enrique Peña Nieto.

Ellos han entregado las concesiones de las autopistas a las multimillonarias empresas,  que cada vez más sangra los bolsillos de los mexiquenses y mexicanos.

Recuerde que con Arturo Montiel Rojas y Enrique Peña Nieto (tío y sobrino) se hizo el proyecto y se construyó el Circuito Exterior Mexiquense, cuyos costos son también elevados para miles de conductores que se desplazan por esa vía privada.

Recordemos que la autopista Peñón-Texcoco inició sus operaciones el 26 de marzo de 1993, hasta la fecha.

Ahora, ni con la queja del cabildo de Texcoco, ni los bloqueos vecinales en esa vía rápida, ni pidiéndole al gobernador Alfredo del Mazo Maza, ni ir a bailar a Chalma o pedir un milagro a la virgen guadalupana, se podrá evitar el abusivo cobro.

Sí algunos texcocanos creen que el gobernador Alfredo del Mazo Maza va interceder por los mexiquenses que tienen la necesidad de usar esta vía privada, para que reduzcan sus tarifas, están equivocados, ya que Alfredo del Mazo es primo de Enrique Peña Nieto, quien dio la concesión de esa autopista.

Y porqué cree usted amigo lector que los funcionarios como Peña Nieto benefician a las multimillonarias empresas con las autopistas? Por la simple razón, de ahí salen los financiamientos para las campañas políticas o comprar una presidencia.

Por eso,  las empresas beneficiadas con las concesiones tienen la protección del gobierno federal y a pesar de que miles de mexiquenses, en este caso de la autopista Peñón-Texcoco y el Circuito Exterior Mexiquense,  son lastimados en su economía doméstica por el alza en el costo de las cuotas, no van a ser escuchados.

Hace tres años, Antorcha Campesina, intentó con manifestaciones,  presionar a la empresa de la autopista Peñón-Texcoco para que bajara el costo, pero igual no lo logró y mejor optó por retirarse de esa lucha.

Ahora, dirigentes de Morena como Higinio Martínez Miranda, la diputada federal Delfina Gómez y el coordinador legislativo en el Congreso local, Francisco Vazquez, han abanderado esa lucha, pero igual, van a fracasar en ese intento.

El gobierno federal y el del Estado de México van a prestar oídos sordos a la ira social de los mexiquenses afectados. Dejarán que pase el tiempo y si aumenta la protesta social, simplemente van a usar  la fuerza pública.

Incluso, Enrique Peña Nieto y el secretario de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, tienen proyectado la ampliación de la autopista Peñón-Texcoco a 10 carriles, por la presencia del aeropuerto internacional de la Ciudad de México,  en el ex lago de Texcoco, con lo que aumentaría el flujo vehicular y los costos.

Además, se está construyendo otra autopista privada de las Pirámides a la zona del aeropuerto, pasando por Tezoyuca, San Salvador Atenco y Texcoco, con otro costo adicional.

Así que el negocio por las autopistas sigue en auge para el beneficio de multimillonarios y políticos cuyas campañas se pagan desde ahí. O no?

PARA EL ARCHIVO…

En el norte del país, hay un movimiento social para no pagar por las autopistas de cuota, ya que exigen su derecho constitucional de libre tránsito.

Los conductores que quieren pasar sin pagar cuotas, solo se pegan ligeramente a la pluma con la que se abre automático. ¿Ese ejemplo crecerá en el Estado de México en sus autopistas?, ya veremos.